Croquetas de patata

Patatas rellenas de Queso

Una comida que sorprenderá a cualquiera que las pruebe, y casi al cien por cien te preguntarán cómo prepararla. Hay personas que las hacen de entrante, otras para merendar… ¡Desde luego entran a cualquier hora del día!

Ingredientes

  • 6 Patatas medianas.
  • Nuez moscada
  • Sal
  • Pimienta
  • 3 Huevos
  • 30 gr. de Mantequilla
  • Queso de Oveja Río Deva
  • Pan molido
  • Aceite de Oliva o Girasol
Queso de oveja elaborado en la quesería Río Deva
Queso de Oveja Río Deva

Preparación

En primer lugar, lavamos las patatas bajo agua tibia, para ponerlas a cocer en una cacerola. El agua debe cubrir parcialmente a todas las patatas. Esperaremos hasta que se ablanden completamente.

A continuación, retiramos la piel de todas las patatas, las cortamos en trozos muy pequeños y añadimos una cucharadita de Sal, un toque de Nuez Moscada y pimienta, la yema de un Huevo, y la Mantequilla que anteriormente hemos derretido en un cuenco grande, para posteriormente proceder a machacar y mezclar muy bien todos los sabores e ingredientes.

En este momento vamos a cortar de nuestro Queso de Oveja Río Deva, procedente de Camaleño, pequeños bastones o sticks que envolveremos con la masa de patata que hemos preparado antes. Nos debería quedar una especie de croqueta grande, o el aspecto de una patata pelada. Realizamos este proceso hasta acabar toda la patata.

Seguidamente, en dos platos hondos, batimos los otros dos huevos, y ubicamos el pan rallado por separado. En este momento mojamos las Patatas rellenas de los sticks de queso en huevo, y embadurnamos al momento con pan rallado. Básicamente hemos empanado la patata pero sin harina.

Una vez acabadas de “empanar” todas las patatas, vamos a poner a calentar una sartén con abundante aceite. El aceite de girasol quizás en este caso es el óptimo al no tener un sabor tan fuerte como el de oliva, sin embargo, ya sabemos cual de los dos es el más saludable… ahí lo dejamos a elección propia.

Una vez el aceite se encuentre caliente, aunque no a un fuego muy fuerte, freímos las patatas. El queso se derretirá, y las patatas se terminarán de cocinar.

Para emplatar, podemos esparcir sobre las patatas un poquito de perejil y ¡ya estaría listo para comer!

Un plato gourmet para los amantes del buen queso. Gustará tanto a los más pequeños de la casa, como a los más mayores. ¡¡¡Ha sido un placer enseñaros a preparar estas patatas!!!

Nacido en los Picos de Europa

Maestros queseros desde 1987

Pago seguro

Envíos gratis a partir de 55€